ABOGADOS EN SEVILLA |
16157
post-template-default,single,single-post,postid-16157,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode-theme-ver-16.7,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.5.2,vc_non_responsive

Cuando en los juzgados de lo social no hay justicia

Comienza el año judicial, con una situación bastante crítica, ni en los peores tiempos de la crisis, cuando más empleo se destruía, me había encontrado procedimientos de despidos con los juicios señalados más de un año después. ¿Quién se cree que un trabajador puede vivir un año sin trabajo? ¿Quién se cree que una empresa va a readmitir a un trabajador un año después y pagar un año de salarios si declaran el despido improcedente?  La situación es sumamente injusta para todas las partes, en el caso de declarar el despido improcedente, pierden tanto la empresa como el trabajador, el trabajador pierde cualquier oportunidad de ser reincorporado a su puesto de trabajo, ya que ninguna empresa le va a pagar el salario de ese año para readmitirlo y la empresa se ve obligada a pagar la indemnización de despido para no tener que readmitir al trabajador.

Llevamos años padeciendo retrasos de dos o tres años en cuestiones tan importantes como las incapacidades por enfermedad, personas incapacitadas para trabajar a la que la seguridad social le ha quitado o no le ha dado su pensión y después de tres años enfermos y sin ingresos, un juez le ha dado la razón. Y no solo no ha cambiado nada, sino que vamos a peor.

Tenemos un sistema judicial con unos profesionales muy buenos, tantos jueces como funcionarios trabajan para que funcione un poder del estado al que no se le otorga de medios ni dinero. Eso sí, lo que no tenemos son políticos y gobernantes a la altura de sus ciudadanos, que estén en el mundo real, vivan y escuchen los problemas de la gente y trabajen para solucionarlos.

Hay tanto por hacer, tanto por solucionar y desgraciadamente, nadie que esté dispuesto a hacerlo.